Ruta del Cister: Monasterio Santes Creus, Poblet y Vallbona de les Monges

24.7.11


"La ruta del cister" identifica a un territorio formado por las comarcas de Alt Camp, Conca de Barberá y el Urgell y debe su nombre a que cada una de ellas tiene un monasterio-cisterciense: Santes Creus, Poblet y Vallbona de les Monges

Nosotros empezamos la ruta en el Monasterio de Santes Creus, uno de los más grandes y mejor conservados. 






Fundado en 1168 protegido por la nobleza y los reyes, se convirtió en un centro espiritual, de estudios y de colonización del territorio.





La vida monástica se mantuvo ininterrumpidamente hasta 1835, a consecuencia de la desamortización de Mendizábal, la comunidad abandonó el edificio.








Seguimos por caminos dirección al Castillo de Saburella por donde vemos muchas barracas de piedra seca, que tras las excesivas piedras que había por la zona los agricultores para trabajar las tierras las extraían y construían las barracas donde guardarse de las inclemencias del tiempo tanto ellos como el ganado y guardar las herramientas del campo. 
Castillo de Saburella


Barracas de piedra seca

Pasamos por la "Fita de les tres termes", para continuar pista dirección el Pont d'Armentara, por el camino de Comadevaques. Atravesamos la población de Vallespinosa y Rocafort de Queralt para hacer una parada a en Vallfogona de Riucorb a comer en el Hostal del Rector, altamente recomendable. Vallfogona  es un lugar turístico por el Balneario de Vallfogona de aguas minerales

Con la barriga llena atravesamos El Fonoll, famoso por ser un pueblo naturista.
El Fonoll


 


















Fores





















Continuamos hacia Fores para hacer otra parada imprescindible en la ruta cistercense, en Vallbona de les Monges, para ver el Monasterio de Vallbona, que es el único monasterio femenino de la ruta y donde durante 8 siglos no han abandonado el monasterio, actualmente sigue habiendo monjas de clausura. También ofrece alojamiento a toda persona que desee pasar unos días de oración, de reflexión y de tranquilidad donde el ambiente es sencillo y austero, con comidas en común y cocina casera realizada con productos del huerto del Monasterio.






Primero damos una vuelta por el pueblo, que fue formado alrededor del Monasterio.
 








Después de la visita continuamos para cruzar la población L'Espluga Calba y dirigirnos por el parque eólico hasta el Castell de Milmanda.
Castell de Milmanda


Hacemos noche en L'Espluga de Francolí, desde donde tenemos vistas preciosas de Poblet, que será nuestra visita del día siguiente.


El Monasterio de Poblet es el más grande de La Ruta del Cister y de los dos masculinos, es el único que conserva comunidad de monjes








Damos por finalizada la ruta y vuelta para casa con un agradable sabor de boca con estas tres joyas.

@ Aunque nosotros la hayamos hecho por caminos, se puede realizar por carretera de un pueblo a otro.

Ramón & Dolores

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

1 Comentarios

  1. Dolores, me apunto la ruta. Ayer, al volver de Francia, paramos en Santa María La Huerta, otro monasterio del Cister que nos dejó alucinados. Precioso. Me encanta tu iniciativa. Besos.

    ResponderEliminar

Blogs que seguimos